Un abrazo rebelde

Desde México acabo de recibir el mensaje de un amigo y colega, con quien compartí un curso de Periodismo Investigativo aquí en La Habana. Sus palabras son también un abrazo rebelde colectivo, que quiero compartir en una fecha como esta. Aquí los dejo con David Cilia, integrante de la revista Contralínea:
Ya saben que los quiero un chingo, la distancia no es impedimento para seguir conspirando. Este año y los que faltan les deseo una vida plena, llena de éxitos profesionales, personales, familiares y hasta sexuales(por qué no? perfeccionar el salto del tigre es todo un logro!).
Les deseo que disfruten en familia, con sus hijos, amigos y parejas -aunque sean del mismo sexo-, ya saben que se les quiere. Espero que pronto nos podamos ver, aunque sea separadamente pero ya saben que en México tienen a buenos amigos que siempre los recibirán con los brazos abiertos y unos tacos de guacamole.
No beban demasiado,y si lo hacen no conduzcan, déjenle esa tarea a su pareja. Descansen y disfruten a su familia y recarguen las baterías para que este año comiencen con más ganas de cambiar este mundo que simplemente parece que está de cabeza. Que este año que comienza, la indiferencia y el costumbrismo al observar las injusticias termine y se decidan a darle una patada en el trasero a este sistema que ya no da para más. Que este año venidero comience con nuevos bríos de crear algo nuevo para nuestros hijos y que ellos a su vez sigan construyéndolo.
Que su trabajo, inteligencia y tenacidad sigan dándoles los alimentos y el sustento diario; que diariamente lleguen a sus hogares no solamente con los alimentos, sino también con el ejemplo y la enseñanza de que este pinche mundo está mal y hay que cambiarlo. Pero sobre todo, que puedan llegar diariamente a sus trabajos, escuelas, hogares y en cualquier lugar donde se paren, con la cara bien en alto porque son personas de bien, que no sienten vergüenza alguna y que diariamente luchan por cambiar lo que parece irremediable.
Y si la vida no nos trató muy bien este año que ya se va, todavía nos queda la rabia, el coraje y la imaginación para seguir luchando como perro callejero que se aferra a su perra vida.
Me gustaría estar en La Habana caminando bajo la lluvia despreocupadamente por el malecón, en Panamá comprando artículos chinos a bajo precio, en Venezuela persiguiendo una bella mujer mientras escucho un discurso de Chávez, en Dominicana disfrutando del buen clima, en Costa Rica subiendo un volcán, en Guatemala haciendo un reportaje de maras, en Ecuador escuchando rolas de Julio Jaramillo, en fin… pero no todo se puede en esta vida, así que me conformaría con tenerlos reunidos una vez más a todos ustedes, pero también parece difícil. Así que va un abrazo de todo corazón a ustedes y sus familias. Especialmente a los hermanos cubanos que nos recibieron generosamente con los corazones abiertos.Son mis mejores deseos desde la Ciudad de México a todos mis hermanos del diplomado. Los extraño y deseo verlos, de todo corazón.
David Cilia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Pasajeros a bordo

    • 85,687 clicks
  • free counters